Diario De Ana Funk: Survey Team + Niño Cohete En Cellar




(Texto y Fotografías: Tillo) 

A QUIEN VI: SURVEY TEAM + NIÑO COHETE
DONDE LOS VI: ESPACIO CELLAR
CUANDO LOS VI: 05/10/12

Dicen las malas lenguas de que Concepción es la cuna del rock chileno (que manoseada es esa etiqueta), dicen que las bandas que nacen ahí tienen un sonido en común. Eso y otros acertijos fui a resolver a la tocata de Niño Cohete en el Cellar.

Llegué tarde al lugar, pero en realidad llegué temprano porque no había nada de gente, con suerte sumábamos 10 personas. La pista de baile era un desierto y en cualquier momento se cruzaba una de esas bolas de pasto que aparecen en las películas de western. La cosa es que no me quedó otra que esperar y esperar y esperar y esperar…

A las 2 de la mañana aproximadamente, apareció en el escenario Survey Team. Debo decir que les puse mucha oreja, me costó digerirlos pero finalmente me agradaron. Son de esas bandas que tienen unas guitarras que te atrapan en ritmos hipnóticos. Me pasa lo mismo con Intimate Stranger y The Ganjas. Debe tener algo que ver con lo psicodélico, no sé. La cosa es que así me sentí. Entre hipnotizado y atento al lobo. La vocalista era muy bonita, así que era más fácil observar (que barsa). Su voz era muy particular, a veces tenía mucha fuerza y en otras se sentía muy débil. Igual eso le daba matices a las canciones, las cuales paseaban por ritmos veloces y otros incluso coqueteaban 1313 con el reggae. El recibimiento de la gente fue regular, ya que la mayoría esperaba a que se presentaran los cabros de Conce.

Survey Team se baja del escenario y empiezan a instalar los instrumentos de Niño Cohete: un contrabajo, batería, teclados, guitarra eléctrica y de palo. 5 integrantes conforman esta banda que publicó un bonito EP de 4 canciones, las cuales se hacen muy poquitas al escucharlo.

Niño Cohete demoró en estar listo, pero cuando lo hicieron contaron con todo el apoyo del profe y de la gente presente. De pronto, Cellar se vio más llenito, tampoco repleto, pero sí con muchas personas poniendo atención en lo que iban a presenciar. La banda de Conce se paseó (en el buen sentido de la palabra) por las canciones del EP y otras nuevas. Todas mantenían la misma dinámica del “pop feliz”, esa va a ser mi etiqueta para Niño Cohete. No sé como describir el ritmo de la batería que es el elemento clave del “pop feliz”, pero sí puedo decir que es compartido por otras bandas de Concepción, tales como Los Bunkers e incluso Los Tres. Obviamente, Niño Cohete está lejos de sonar como ellos, es otra la volá, pero sí hay sonidos en la guitarra de palo y batería que uno le encuentra parentescos en la paila auditiva.

El sonido de los cabros fue súper bueno, muy afiatado (es fea esa palabra) y bien tocado. La gente respondió bien, corearon las canciones y aplaudieron bastante a los penquistas que mostraron calidad y destreza absoluta con sus instrumentos. Tocaron hartas canciones y dejaron a todos los presentas más que satisfechos, listos para irse a dormir o seguir carreteando. Yo por mi parte (y como andaba solo) me fui pa la casa cagao de frío. Nunca he aprendido a abrigarme bien.

Lo bacán fue que las fotos me quedaron bastante buenas (creo yo) y que Niño Cohete no había venido nunca a Santiago, lo que significa que asistí a una tocata de culto que pasará a la historia. Lo fome fue la larga y aburrida espera, pero como dicen por ahí…¿cómo dicen? No tengo idea.

Busquen el disco de Survey Team que por ahora está para descarga gratuita en su web y adquieran el EP de Niño Cohete en la Tienda Nacional, lugar donde también se mandaron una presentación en vivo.

Related Posts with Thumbnails