Nueva Sección en WCBH: Diario de Ana Funk - Los Mil Jinetes en Scd Vespucio.

Estamos muy contentos de presentar a nuestro nuevo colaborador Roberto Silva (Grietagarbo, El Minuto Feliz) quien gusta de la música, tanto así, que le encanta ir a todas las tocatas y conciertos posibles.  
Luego de innumerables negociaciones, Roberto "Tillo", accedió a relatar sus experiencias musicales en vivo, las que también pueden leer en su Tumblr. Y es por eso que estamos muy contentos que sea parte del equipo WCBH.

(la foto es de la Nane)

A QUIEN VI: LOS MIL JINETES
DONDE LOS VI: SALA SCD VESPUCIO
CUANDO LOS VI: 28/9/12

Partí a la SCD VESPUCIO, (la cual no visitaba, si mal no recuerdo, desde una vez que tocaron Alamedas + Primavera de Praga hace muuucho tiempo) con los dos primeros discos de Los Mil Jinetes más que estudiados. Aún no tengo claro cual es mi favorito, pero creo que “Reconoceronte” me motiva más.

La cosa es que llegué a la cómoda e íntima salita SCD. Una larga fila aseguraba una alta convocatoria, y es que los cabros de Los Mil Jinetes tocan una vez a las mil (nótese ese juego de palabras). Primera vez que los iba a ver y, la verdad, tenía muy altas expectativas. Los dos discos tienen canciones muy particulares y momentos únicos que me hacían esperar un show en vivo a la altura.

La velada comenzó con un telonero: Carlos Costtra, un cabro con una guitarra de palo, que (en buena onda zi) no me gustó mucho. Como que cuando cantaba las estrofas, uno le ponía oreja y hasta ahí todo bien, pero luego llegaban los coros y parecía sobre-exigirse en lo vocal y el resultado no era agradable de escuchar, entonces ahí uno le perdía la atención (y el respeto a veces), y te ponías a mirarle las caras a la gente para ver sus reacciones, algunos no pescaban, otros leían el diario (no, mentira) y otros se decían secretitos al oído. El tema es que ni siquiera una canción con base programada ni unos coros en inglés hicieron que cambiara mi impresión de su presentación. Igual bien por él y que siga adelante y que viva la noche, viva el amor y todo eso.

Al rato salieron los más esperados de la jornada. Cristobal Briceño y Andres Zanetta ocuparon los puestos centrales (guitarra de palo para Briceño; y percusiones varias y melodica para Zanetta), mientras que 2 guitarristas invitados usaban los asientos en los extremos.

Todo comenzó con "Pastor de Elefantes", canción que abre “Reconoceronte”. Otras que sonaron fueron "Donde poder volver", "Muy lejos de aqui", "Tarde muy tarde", y temas del nuevo disco: "Libres" (que tiene una letra muy bacán. Esta canción ya es bastante conocida gracias a la magia del yutub, por lo cual se escucharon varias personas coreándola), "La Lagartija" (que se convirtió en mi favorita del último LP) y Mi Chaqueta de Jeans que también es una canción terrible de wendi en música y letra, y en vivo era mucho mejor, ojo ahí.

Lo más pulento de la jornada, por lejos, fueron dos covers que se mandaron: El primero fue de Leo Dan para una canción llamada “Pídeme la Luna” que pueden escuchar acá junto a “Tarde muy Tarde” en un super megamix. El otro cover desató la risa de todos los espectadores: “Inténtalo” de 3Ball MTY. Lejos lejos, ese fue el momento peak de la noche, junto con los rocklets comidos a escondidas (porque en la SCD no se puede comer po, te lo advierte esa grabación al inicio de cada show, y te lo dice La Noche al dar vuelta su caset). Los Mil Jinetes se anotaron así uno de los shows acústicos más bonitos que me ha tocado presenciar. Su sonido es como un nuevo folclor, un folclor a la moda, o un pop folclórico, un pop campesino, la verdad no sé como llamarlo, pero suenan tan refrescantes que es inevitable seguirles el ritmo a sus canciones. Tema aparte para destacar es el excelente registro vocal que mostró el señor Briceño, vocalista también de Ases Falsos, banda de la cual hablaremos próximamente y de la cual, como es debido, comentaremos con respeto (muy importante eso, no olvidar).

De lo otro que discutiremos con respeto (o sin) es del grupo que venía después de Los Mil Jinetes, llamado Tripulante de Soma. Yo me iba a quedar a escucharlos, aunque no tenía idea en qué iban. Y pucha, no quiero ser mala onda, pero sólo diré que a la segunda canción me fui de la sala, cosa que es mucho.

El momento curioso de la noche se lo vamos a dar a un joven que le tuvo que explicar a su acompañante mujer lo que significaba el término “SAPBE”, palabra mencionada por Briceño en una de sus verborreas clásicas. Parece que la mujer nunca entendió, pese a las explicaciones del joven. Una lástima.

Si todavía no conoce a Los Mil Jinetes, le voy a dejar los links de descarga gratuita de sus discos: (los links los saqué de su propia página en facebook, porsiaca)

Ándate Cabrita.
Reconoceronte.

Y con ustedes, recién salido del horno, lo nuevo de LMJ! Mundo Tan Mal Hecho.

Related Posts with Thumbnails